Tus cejas perfectas con la técnica de moda: el microblading

Si lo que buscas son unas cejas pobladas, llenas de carácter y muy naturales, el microblading es lo tuyo. Con tinta permanente que imita pelo natural, lograrás esa forma y definición perfectas de manera rápida y sencilla, para no pasar inadvertida.

Las cejas son parte esencial de nuestro rostro y expresividad. Por eso, cada vez existen más y mejores tratamientos para darles esa forma y consistencia que siempre hemos buscado. Desde la depilación definitiva hasta el delineado permanente, muchas lo hemos intentado todo para conseguir el resultado soñado.

Y para las que no tienen claro cómo y cuánto marcarlas, o no tienen tiempo ni ganas de hacerlo a diario, el microblading surge como la opción perfecta.

Se trata de un proceso en el que se hacen muy pequeños cortes en la epidermis de la ceja con un bisturí (blade, en inglés) para luego pigmentar con tinta semidefinitiva sus vellos, logrando un resultado parejo y con formas diseñadas a gusto. Algo así como tatuajes, pero microscópicos. Es un trabajo que se hace en la superficie de la piel y sin intervención de máquinas; aquí el profesional hace el dibujo a mano alzada y se asegura de que el vello sea teñido de la forma más natural posible. Dado que se trata de un procedimiento ligeramente invasivo, es muy importante asegurarse de la calidad y certificaciones del lugar donde hacérselo.

El primer paso del tratamiento es el mapeo de cejas, donde se estudia cada rostro basándose en las proporciones áureas (la distancia entre cada una de las orejas y pupilas, así como entre ojos y boca versus la barbilla y la línea de comienzo del cabello) En base a esto, los expertos en microblading miden con un compás y dibujan con lápiz la que será “la ceja perfecta”, tomando en cuenta tanto tamaño como grosor. Una vez acordado el diseño final con el cliente, se desinfecta la zona con alcohol antes de aplicar los primeros cortes con bisturí. Contrario a lo que se pudiera pensar, no hay dolor aquí: sólo leves rasguños que no alcanzan a durar un segundo. Sin embargo, existe la opción de anestesia tópica para quienes sean muy intolerantes al dolor.

¿Y cuáles son los cuidados posteriores? Es recomendable evitar la exposición al sol, el maquillaje, el ejercicio intenso y hay que limpiar diariamente el cutis con jabón neutro. Y un retoque a las tres o cuatro semanas es clave para revisar y fortalecer los trazos.

La duración del tratamiento suele variar de entre uno y dos años y depende mucho de si se tiene una piel muy grasa o el teñido se expone mucho a la transpiración. Es bueno saber que no es recomendable para las personas con alergia a los componentes de la tinta o cicatrizaciones patológicas, personas que se hayan hecho un tratamiento reciente de bótox, embarazadas o mujeres en lactancia, con antecedentes de epilepsia, enfermedades de la piel o del sistema inmune.

El microblading es un procedimiento que no toma más de dos horas y permite conseguir esas cejas definidas y tupidas que siempre quisiste tener, con el aspecto más natural. Ganarás juventud, brillo y armonía en tu rostro. ¡Atrévete y pruébalo!

 

Fuentes

revistamujer.cl

infobae.com

biut.cl





¿Quieres seguir leyendo?

Trucos infalibles para lograr una mirada más expresiva
moda cómoda

Trucos infalibles para lograr una mirada más expresiva

Los ojos son el reflejo del alma, pero a veces todas necesitamos una ayudita para conseguir resaltar mejor su forma y color. Sácale el mejor partido a uno de tus mayores atributos y róbate todas las miradas...
Las peluquerías que no puedes dejar de conocer
moda cómoda

Las peluquerías que no puedes dejar de conocer

El mercado de la estética crece y cada vez son más las opciones disponibles para darle un nuevo aire a tu pelo. Para todos los gustos y estilos hay una peluquería. Descubre la que estabas buscando y ¡cambia...




Comentarios


Compartir