¡Dile adiós a las arrugas de tus rodillas!

Si tu cuerpo está dando señales equívocas respecto a tu edad, es momento de que tomes nota de esta recomendación de belleza para que sigas mostrando tus piernas con mucha actitud y elasticidad.

Lo que necesitas:

-  Un cepillo corporal.

-  Limpiador para la piel suave.

-  Humectante que contenga regenerador natural.

 

Instrucciones

1. Exfolia tus rodillas diariamente para estimular la producción de colágeno de la piel e incrementar el flujo sanguíneo en el área. Usa un cepillo corporal con una pequeña cantidad de limpiador mientras te estás bañando.

2.  Humecta tus rodillas para mantener la piel saludable. Recuerda que si está bien humectada tiende a ser más sana.

 

¡La suavidad que buscabas en sólo minutos!









Comentarios


Compartir